Este domingo 20 de mayo hay elecciones presidenciales en Venezuela. El gobierno de Nicolás Maduro convocó a unos comicios que han sido catalogados como ilegítimos y, contrario a como ha ocurrido en Canadá en pasadas elecciones presidenciales de ese país (2012 y 2013, por citar ejemplos recientes), los venezolanos en territorio canadiense, esta vez, no podrán votar.

¿Por qué?

El primero en dar la información fue el canciller venezolano, Jorge Arreaza, quien anunció el miércoles 16 de mayo que Canadá no autorizó la instalación de mesas de votación en la embajada y consulados de Venezuela en este país.

Arreaza llamó la decisión de Canadá como injerencia, aseverando que impedía el derecho al voto a unos 5.027 venezolanos inscritos para sufragar desde territorio canadiense.

Lo que dice Canadá

El gobierno de Canadá confirmó la información dada por Arreaza a la agencia AP, sin explicar en detalle el porqué de su decisión. En un artículo publicado por la agencia de prensa, citando fuentes gubernamentales, se asevera que “Maduro es quien falló al no permitirle a su pueblo expresar libremente sus derechos democráticos, al prohibir a los partidos opositores participar” (en las elecciones).

En el mismo artículo se menciona como argumento que el gobierno de Venezuela no cumplió con la fecha límite para solicitar a Canadá el apoyo necesario para la instalación de los centros de votación en la embajada (Ottawa) y los consulados venezolanos en este país.

Ante la necesidad de un argumento conciso por parte de las autoridades canadienses,  NM contactó al ministerio de Asuntos Exteriores de Canadá para corroborar la información dada por el canciller venezolano y por AP, sin embargo,tampoco hubo respuesta precisa, pero sí declaraciones duras y consecuentes con las acciones de este país de cara a la crisis que vive Venezuela.

A través de un correo electrónico, Brianne Maxwell, vocera de la cancillería canadiense, aseveró que “el régimen de Maduro ha, nuevamente, traicionado la confianza de su pueblo, restringiendo las libertades de los venezolanos y reduciendo al silencio a todos sus oponentes en esta parodia de elección”.

Sin especificar si la decisión de Canadá obedecía a una falla administrativa -el no solicitar el apoyo a tiempo- o si era una decisión política, Maxwell agregó que “la negación del régimen de Maduro de permitir a todos los actores políticos participar libremente y plenamente en la elección y de permitir el trabajo de la prensa libre es deplorable. El régimen deMaduro no ha hecho ningún esfuerzo por asegurar que en su país se respeten las normas internacionales de libertad e igualdad. Esta elección es ilegítima y no nos disculparemos por llamarla así”.

SUS COMENTARIOS SON IMPORTANTES

comentarios

Facebook

DALE CLICK EN LIKE (ME GUSTA)